Hoy, estamos tan enfocados en lograr el éxito y la perfección, que la presión nos asfixia. Relájate, estás para aprender a fluir con la vida, no para ser perfecto.

Son temporadas en las que parece que nada está sucediendo como debería, como planeabas, todo al revés. Momentos en los que nos sentimos a la vez estresados y fracasados, como si el universo y los planetas se alinearan para reírse de nosotros. 

Nos desconectamos de nosotros mismos… 

Observas la vida de los demás, a eso nos ha llevado la sociedad actual, a la dependencia emocional, a la tecnología, al no parar y al consumismo. En definitiva, una desconexión de nosotros mismos. 

Mucha información que no nos permite parar para escucharnos y seleccionar en nuestra cabeza lo que queremos realmente en nuestra vida. Cómo dice la autora de “Naciste para disfrutar. Sexualidad, espiritualidad y relaciones conscientes”, Rut Nieves: Se trata de abandonar la mente y habitar tu cuerpo”, dejar la velocidad a la cual estamos acostumbrados y permitirnos sentir para relajarnos. 

Motivarte está en tí, en la manera en que afrontas tu pesimismo, miedos,   para obtener tus objetivos, de eso estamos claro, pero también hay que comprender que no todo está en tus manos para que todo suceda. O, al menos, que suceda en el momento y de la forma en que tú deseas.

No es una catástrofe, sólo es cuestión de canalizar, pensar y buscar soluciones que nos hagan felices. La vida no es perfecta, y eso está bien.

La vida es muy corta, cambiante así que fluye con ella… 

Si tienes claro lo que quieres, ¡ve por ello! Aceptar no es conformarse ni resignarse, es aprender a ser feliz y disfrutar con plenitud con cada instante tal como este llega, aunque no todo sea perfecto. 

Relájate. Sueña, márcate metas y paso a paso ve por ellas. Pero hazlo con ilusión y no con la desesperación de que hoy en día te faltan. Si te relajas descubrirás que puedes ser feliz sin tener el control. Nada a favor de la vida, flota en sus corrientes y disfruta el trayecto. Yo todos los días lo intento! 

Una recomendación: “Simplemente que hagan lo que desean, que se quiten las cargas que no corresponden y comiencen a correr a donde sea, pero siendo felices”. 

Impactos: 54

Comparte

Escrito por

Kairy De Vasconcelos

Politóloga y Copywriter. CEO fundador de Libertate. Frenética de los viajes y de cualquier rincón en el mundo. @Kaikaydv